Nuevos desafíos para el Centro Cultural

Alejandra Jáuregui, directora del Centro Cultural de la Universidad de Lima, detalla en esta entrevista la programación 2018 del Centro, que apostará por nuevos formatos y afrontará el reto de presentar su primera producción totalmente hecha en casa.

¿Qué encontraremos en la programación de este año?
Este año tendremos muchas actividades. Empezamos con el Festival de Artes Escénicas 2018 (FAE Lima 2018). Luego tendremos los espectáculos musicales Cantautoras Peruanas, Silvio a la Carta, A Tu Lado de Martín Haro y, más adelante, los conciertos de Lucho Quequezana y La Lá. Nuestra temporada teatral presentará obras peruanas ganadoras de concursos: Deshuesadero, de Carlos Gonzales Villanueva, producida por la Compañía de Teatro Físico y dirigida por Fernando Castro; Años luz, de Federico Abrill, dirigida por Ernesto Barraza, en coproducción con Break Producciones; y Zombi, nuestra primera producción teatral, dirigida por Carlos Tolentino. Un nuevo formato será el de Stand-up Sessions, que organizamos junto a El Club de la Comedia y que presentará durante abril, junio, septiembre y noviembre cuatro unipersonales distintos. Y, como siempre, tendremos exposiciones, conversatorios, danza y cine.

¿Cuál es la apuesta de esta temporada?
La programación que hemos diseñado busca una mayor participación de gente joven y de otros públicos que aún no conocen el Centro Cultural. Por ejemplo, el ciclo de stand-up comedy responde a la intención de llegar a los jóvenes, que suelen acercarse a temas actuales a través del humor. También hemos retomado los conciertos, que funcionaron muy bien durante el 2016. Estos serán espectáculos de trova (Silvio a la Carta), música de autor (La Lá) y rock (Martín Haro), ya que queremos que la gente sienta que el Centro no solamente está dedicado a un único sector del público. Por esa razón programamos estas actividades lo largo del año, para que el público siempre encuentre algo que le guste.

¿Cuál será la principal novedad del 2018?
Este año montaremos nuestra primera producción teatral, algo que para nosotros es sumamente importante. Se trata de Zombi, de Daniel Dillon, la primera obra ganadora del Concurso Nacional de Dramaturgia Teatro Lab en el 2017 y cuya convocatoria para la edición 2018 estará abierta entre el 12 y 16 de marzo. Para el montaje hemos convocado a Carlos Tolentino en la dirección, a todo el equipo del Centro para la producción, y también pedimos el apoyo de Prometeo Media Lab, el centro de producción digital de la Universidad de Lima. Queremos que sea algo grande. Le tenemos mucho cariño a este proyecto y estamos trabajándolo con entusiasmo.

¿La idea es que el Centro Cultural, además de albergar producciones externas, empiece a generar su propio contenido?
Así es. El objetivo de todo centro cultural es producir contenidos. Cuando tú produces, tienes un manejo integral de lo que pones en escena, y tienes más capacidad de crear actividades relacionadas. Es una nueva faceta que estamos empezando, y estamos seguros de que va a consolidarse.

¿Qué novedad presentará La Galería?
Además de las muestras temáticas que hacemos alrededor de las obras que se estén presentando en el Teatro Central, exhibiremos exposiciones curadas por diferentes carreras de la Universidad de Lima. Por ejemplo, la Carrera de Arquitectura viene preparando una exposición con los proyectos de tesis de sus alumnos. Esto permite que el público sepa que la Universidad tiene cosas que decir, y que puede expresarlas a través de diferentes formatos. Por otro lado, en marzo vamos a tener una exposición organizada en convenio con la Fundación Universitaria Iberoamericana (Funiber) y la Embajada de España en el Perú, que presentará obras de Dalí y Miró: la exposición se titula Dalí/Miró. Pinceladas de música y sueños de papel.

Este año el Centro Cultural recibirá al FAE Lima 2018. ¿Por qué es importante estar abiertos a actividades interinstitucionales?
Es necesario no estar aislados. Hacer cultura es difícil en el país, además de costoso, por lo que el trabajo se facilita cuando se desarrollan proyectos en conjunto. Con el aporte de los conocimientos y experiencias de cada institución, se pueden crear productos de calidad para toda la ciudad. El FAE es una muestra de eso. Todos los involucrados tenemos el objetivo de hacer un festival que permita difundir las artes escénicas e internacionalizar nuestras obras. Con ese objetivo, invitamos a programadores internacionales para que puedan apreciar el teatro peruano y surjan oportunidades de mostrar nuestras obras en el extranjero.

¿Qué obras del FAE podremos ver en la Universidad de Lima?
Una de ellas es la obra uruguaya Ex, que revienten los actores, que cuenta la historia de una chica que reúne a su familia para resolver conflictos internos muy fuertes, ya que le ocultaron muchas cosas desde la niñez. Es una obra que maneja mucho humor, a pesar de que el tema es duro. También estará Recuerdos con el señor Cárdenas, de Patricia Romero, que estuvo en nuestra temporada 2017 y trata acerca de una mujer, a punto de vender su casa, que se reencuentra con los recuerdos de su infancia, que ocurrió durante la época de la violencia terrorista en el Perú. Finalmente, la segunda obra nacional que se montará será El arcoíris en las manos, de Daniel Fernández, dirigida por Dusan Fung, que explora las experiencias de una mujer trans en Lima, una ciudad que le resulta hostil y que muchas veces no comprende las diferencias entre las personas.

¿Los miembros de la comunidad Ulima podrán acceder a estas actividades con mayores facilidades?
Eso se mantendrá siempre. Tenemos precios especiales para los estudiantes y todos los miembros de la comunidad Ulima. Y también precios rebajados para estudiantes de todas las universidades y jubilados. Estamos intentando brindar cada vez más facilidades. También recomendamos que se inscriban en la página web del Centro Cultural, pues cada cierto tiempo lanzamos promociones especiales para los inscritos, y, además, es una buena forma de mantener el contacto.